DIAUNO

El tiempo - Tutiempo.net

Cambio climático: el progresivo deshielo de los polos preocupa a los científicos

Facebook
Twitter
WhatsApp

Advierten que su desaparición liberará grandes cantidades de gases de efecto invernadero.

El progresivo deshielo de los polos pone en alerta a la Organización Meteorológica Mundial (OMM) que en una resolución pide mayor vigilancia en estas zonas del planeta. La desaparición de estos glaciares tendrá terribles consecuencias en el cambio climático.

Durante el Congreso Meteorológico Mundial, la organización habló de la criosfera (Polos y otras zonas de la Tierra donde el agua se encuentra en estado sólido) y señaló que estos inmensos bloques son un «gigante dormido» para el temido calentamiento global, porqué almacenan el doble de gases de efecto invernadero de los que ya existen en la atmósfera.

 

En 2022, la OMM advirtió que los gigantes bloques de hielo del polo, redujeron su grosor en un promedio de 1,3 metros desde 2021, está reducción es la más alta de la última década, mientras que en el último medio siglo la pérdida alcanza casi los 30 metros.

En la asamblea se aprobó una resolución en la que la OMM acordó que la criosfera será una de sus principales prioridades, lo que mayor observación de estas regiones, un mejor intercambio de datos entre las instituciones que las estudian, y un aumento de la financiación de investigaciones en estas zonas críticas. 

Datos preocupantes 

La Organización Meteorológica Mundial, advierte que el nivel del mar está creciendo de forma acelerada y que el deshielo de los glaciares de Groenlandia y la Antártica contribuyeron a la mitad de este aumento.  

Derretimiento de glaciares en Groenlandia. Foto: REUTERS

La OMM indicó que más de mil millones de personas viven en zonas que dependen del agua de los polos para alimentar sus ríos, muchos de ellos parte de las grandes cuencas fluviales del mundo y como consecuencia del derretimiento de los bloques serán afectado por inundaciones, deslizamientos de tierra y hielo y otras catástrofes.

Uno de los principales focos de preocupación es la zonas de los Alpes, donde entre 2021 y 2022 Suiza perdió un 6 % del volumen de sus glaciares y en lo que va de siglo su reducción fue de alrededor del 33 %.

Durante el mismo año en la Antártica, la extensión del hielo marino se situó en 1,92 kilómetros cuadrados, la medición más baja en los registros y casi un millón de metros cuadrados por debajo de la media de los últimos 30 años.   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio